Sea Harvest garantiza la mejor cosecha con Marel

Sea Harvest Marel 1

Sea Harvest está transformando su fábrica de productos de merluza en la bahía de Saldanha (Sudáfrica) con equipos y software de procesamiento avanzado de Marel. La instalación, programada para agosto de 2018, conllevará una importante remodelación de la planta.

Sea Harvest busca continuamente maneras de optimizar la calidad de sus productos y los cambios en la planta de la bahía de Saldanha mejorarán los procesos de producción y manipulación, desde la recepción de la materia prima hasta el empaque del producto final.

MERLUZA DE CALIDAD

La filosofía de mejora continua ha impulsado a Sea Harvest desde sus inicios. Por ello, cuando busca las mejores soluciones de pesca y procesamiento de pescado en todo el mundo, regresa una y otra vez a Islandia y visita sus plantas y buques reconocidos en todo el mundo como líderes del sector en avances innovadores para la pesca y el procesamiento de pescado.

En los buques de factoría congeladores de Sea Harvest y en sus dos instalaciones de procesamiento se elaboran y empaquetan más de 100 productos destinados a los mercados locales e internacionales. La determinación de la compañía de mantener la elevada calidad de sus productos es uno de los principales motivos de la instalación de 2018.

Esta se ha diseñado para garantizar una manipulación superior y un flujo uniforme de los productos durante todo el proceso de producción, así como para minimizar la pérdida de humedad y controlar las temperaturas en sus plantas terrestres. Asimismo, el nuevo sistema aumentará la productividad e incluirá software de monitoreo individual de los KPI (indicadores clave del rendimiento).

La instalación de Marel abarca líneas de clasificación de materias primas, recorte, porcionado, creación de lotes y empaque. Todo el hardware será nuevo a excepción de los congeladores y las fileteadoras. El software incorporado en la solución optimizará las funciones de clasificación, empaque y etiquetado, además de garantizar la trazabilidad y el control de la calidad. Se trata de una solución flexible con capacidad de adaptarse al crecimiento futuro y a las fluctuaciones estacionales.

NUEVA TECNOLOGÍA EN LA AUTOMATIZACIÓN DEL PROCESAMIENTO

Sea Harvest ha acudido a Marel porque somos líderes en equipos de procesamiento de pescado desde hace muchos años. La compañía dio el primer gran paso hacia la automatización a finales de la década de 1990, cuando Marel implementó la clasificación automática de la materia prima en su planta, además de la distribución hacia las líneas de fileteado.

Sus responsables visitaron a un procesador de pescado islandés con el fin de comprobar las ventajas de la recopilación de datos en la planta y tuvieron la visión para reconocer que la gestión automática de datos cobraría cada vez más importancia en el procesamiento para lograr eficiencia, productividad y calidad.

“Sea Harvest es líder en su campo y en Marel estamos orgullosos de haber formado parte de la trayectoria de Sea Harvest durante los últimos 25 años”, afirma Kristmann Kristmannsson, Gerente del área de ventas de Marel. “Se necesita un equipo dedicado para transformar una planta de procesamiento completa y este proyecto es la culminación de muchos años de trabajo en conjunto para desarrollar una instalación de primer nivel que facilite a Sea Harvest hacer lo que mejor saben hacer: producir merluza de máxima calidad”.

LA PREPARACIÓN ES CLAVE

 

Sea Harvest ha hecho todo lo posible para asegurarse de que tanto la planta como sus empleados estén preparados para la instalación; por ejemplo, han realizado el cambio al procesamiento en dos turnos anticipándose a la nueva línea de flujo que se va a montar. La compañía tiene una política de RR.HH. progresiva que insiste en el desarrollo de los empleados, hasta tal punto que su declaración institucional incluye “ofrecer empleo sostenible”.

La naturaleza de los puestos de trabajo de la planta se está transformando continuamente, a medida que se introducen nuevas tecnologías. Esta instalación es un buen ejemplo de ello, con numerosos ajustes previstos para mejorar las condiciones de trabajo y con la creación, además, de funciones y oportunidades totalmente nuevos. Entre otros cambios, la instalación reducirá la necesidad de transportar manualmente el producto entre los procesos y garantizará un monitoreo preciso y transparente del desempeño.

Otra de las ventajas de la instalación es que promoverá una mayor transparencia, pues los empleados podrán conocer su desempeño y cómo mejorarlo por sí mismos.



Póngase en contacto con nosotros

Nuestro equipo especializado está aquí para ayudarle y responder cualquier pregunta que pueda tener. Rellene el formulario y nos pondremos en contacto con usted a la mayor brevedad posible. Quedamos a la espera de sus noticias.