Vigilar los sistemas de transportadores aéreos

ATC– Control automático de la tensión

ATC Chilling

Los transportadores aéreos largos, necesarios para acomodar el creciente número de procesos automáticos en línea, son una característica importante de las actuales plantas de procesamiento de aves de corral de alto rendimiento. En particular, los túneles de refrigeración destacan por la longitud de sus líneas. La longitud total de un transportador aéreo en una planta de procesamiento avícola puede superar fácilmente los 10 kilómetros. ¿Cómo se mantiene el control de los mismos y cómo se evita el costoso tiempo de inactividad si se produce algún fallo? El sistema de Control de Tensión Activo (ATC) de Marel es la respuesta.

Los sistemas de accionamiento de los transportadores aéreos son quizás el más crítico de los puntos de control en una planta de procesamiento de avícola de alto rendimiento y varios turnos. El fallo de cualquier sistema de transportador aéreo siempre provocará una pérdida de producción.
La capacidad de accionar largas líneas de refrigeración por aire con un 100 % de fiabilidad fue el principal impulsor del desarrollo del sistema de Control de Tensión Activo (ATC) de Marel hace algunos años. Hoy en día, esta tecnología es más importante que nunca.

Medición de la tensión de la cadena

El sistema ATC divide cada línea de procesamiento en secciones más pequeñas, cada una con su propio accionamiento controlado por frecuencia y un dispositivo para medir la tensión de la cadena. Una unidad de accionamiento maestra determina la velocidad de la línea y un tensor principal el nivel de tensión de la cadena. El software del sistema supervisa continuamente la tensión de la cadena en cada sección, utilizando la información de retorno del dispositivo de medición para garantizar una tensión uniforme en toda la línea de procesamiento. ¿Qué ocurre si un dispositivo de medición detecta que la tensión en una sección concreta se desvía del nivel establecido en el tensor principal? En ese caso, el software ajusta la velocidad del accionamiento controlado por frecuencia de esa sección para devolver la tensión a la sección al nivel preestablecido.

ATC Motor Drive

Motor de transportador aéreo

Evitar daños

Una tarea importante del ATC es detener inmediatamente un transportador aéreo si detecta una mayor resistencia causada, por ejemplo, por un atasco de ganchos. Las líneas de transportadores convencionales sin ATC siempre intentarán seguir funcionando, independientemente del error o el defecto que se haya producido. Por lo tanto, la parada automática del ATC es una característica inestimable, que evita cualquier daño adicional en los ganchos o, lo que es más importante, en los equipos automáticos conectados a la línea de transportadores. Gracias a la intervención inteligente del ATC, las paradas de la línea serán más cortas y los trabajos de reparación necesarios, menores y más rápidos.

Células de carga y compensadores

Marel ofrece dos versiones de su sistema ATC, Force y Displacement, siendo la diferencia la forma en que cada sección mide la tensión de la cadena. El ATC Force, utilizado principalmente en las líneas de desplumado y evisceración automática, tiene células de carga instaladas en una rueda de esquina de 90° o 180°, mientras que el ATC Displacement, utilizado principalmente en las líneas largas de refrigeración por aire, tiene “compensadores”. En pocas palabras, un “compensador” es una rueda de esquina de 180°, que puede moverse hacia adelante y hacia atrás en su armazón.

Sincronizar el recuento de ganchos

En los sistemas de procesamiento de mayor capacidad de hoy en día, los reenganchadores LineLink de última generación transfieren automáticamente el producto de la línea de desplumado a la de evisceración. El reenganchador TR-DE, recomendado para producciones más bajas por hora, requiere que la línea de evisceración funcione ligeramente más rápido que la línea de desplumado. Sin embargo, con LineLink, ambas líneas deben funcionar exactamente a la misma velocidad expresada en ganchos por minuto. El diferente estiramiento de la cadena en los dos sistemas de transportador supone un problema potencial, ya que la velocidad lineal de las dos líneas tendrá que ser diferente para conseguir el mismo número de ganchos por minuto.

Esto es de esperar, ya que las líneas tienen diferentes fuerzas que actúan sobre ellas, que afectan a la vida útil de la cadena. También es poco probable que las cadenas de las dos líneas hayan sido sustituidas al mismo tiempo. ATC supera este problema electrónicamente ajustando la velocidad de las unidades de accionamiento en las dos líneas para obtener el mismo número de ganchos por minuto en ambas líneas.

Linelink EC2

Con LineLink, las fuerzas de línea se sincronizan electrónicamente mediante el sistema Active Tension Control (ATC). ATC compensa automáticamente las diferencias de tensión en la cadena en las dos líneas.

Varios kilómetros de longitud

En las plantas de procesamiento de mayor capacidad, una línea de maduración por enfriado de aire puede tener casi 7 km de longitud, impulsada por un gran número de unidades de accionamiento. El ATC une estas unidades en un único sistema, garantizando que la cadena de cada sección esté sometida exactamente al mismo grado de tensión. En un túnel de maduración por enfriado, esto es especialmente importante, ya que la carga de producto en las distintas partes de la línea puede ser radicalmente diferente.

Otra característica del ATC en una línea de maduración por enfriado larga es que, en caso de que falle un accionamiento, su vecino más cercano puede asumir la carga de trabajo de la sección. La sustitución de la unidad de accionamiento defectuosa puede realizarse en un momento que se adapte a las necesidades de producción.
La tensión constante de la cadena a lo largo de la línea de refrigeración tiene aún más ventajas. La duración de la cadena puede ser más larga. Cuando llegue el momento de sustituirla, el personal de mantenimiento no tiene que hacer el trabajo de una sola vez, sino que puede optar por hacerlo en secciones manejables.

Pavo y pato

El ATC también tiene aplicaciones en las líneas de pavos y patos. Muchas plantas que procesan pavos tienen líneas combinadas de desplumado y evisceración. Estas líneas pueden ser bastante largas y necesitan varias unidades de accionamiento para alimentarlas. Como los pavos machos pueden pesar más de 18 kg, la carga desigual de la línea es un problema mucho mayor que con los pollos.
En las plantas de procesamiento de patos de alto rendimiento equipadas con equipos de evisceración automática de Marel, un único sistema de transportadores aéreos compuesto por múltiples unidades de accionamiento transporta el producto a través de los departamentos de desplumado y evisceración.
En las plantas de procesamiento de patos y pavos, el ATC garantiza una tensión uniforme de la cadena, independientemente de la longitud de la línea y de la carga.
Cuando se utiliza en las líneas de procesamiento de patos y pavos, el ATC puede compensar el fallo de una unidad de accionamiento. La unidad de al lado toma automáticamente el relevo sin pérdida de producción.

Al gestionar eficazmente el funcionamiento de los sistemas de transportadores aéreos equipados con el ATC, este sistema contribuye de forma muy sustancial a garantizar que el tiempo de actividad en las plantas de mayor producción sea lo más cercano posible al 100 %.



Póngase en contacto con nosotros

Nuestro equipo especializado está aquí para ayudarle y responder cualquier pregunta que pueda tener. Rellene el formulario y nos pondremos en contacto con usted a la mayor brevedad posible. Quedamos a la espera de sus noticias.